jueves, octubre 04, 2007

Medio siglo desde el lanzamiento del Sputnik

El Sputnik fue el primer satélite artificial puesto en órbita por el ser humano, hace exactamente 50 años. No sólo es recordado por algunas instituciones, hasta Google lo conmemora con este simpático banner:
Fue lanzado por la entonces Unión Soviética, durante su epoca de gloria, y consiguieron que los Estados Unidos se pusiesen las pilas con su carrera espacial ademas de que se subiesen por las paredes. La comunicación con la tierra se realizaba mediante dos potentes transmisores de radio que emitían pitidos con información relativa a la presión y temperatura de la capa de la atmósfera de donde se encontraba. Hay un fichero ogg en la wikipedia con un ejemplo de las señales de telemetría que emitía el satélite (link).


En la página del IEEE Spectrum (ahora que no estoy en casa, ya no me llegan las revistas!! :( y lo tengo que leer en la web) están publicando varios artículos sobre el tema. Este es el link de la web donde figuran los artículos link.

Al ver en internet que se conmemoraba el lanzamiento del Sputnik, me acordé de una película que comenzaba con un grupo de personas observando con asombro el paso del satélite en el cielo de una noche estrellada (lejos de la gran contaminación lumínica que tenemos hoy en día).

La película se llama October Sky, Cielo de octubre, y a mi personalmente me encantó. Es una película basada en la autobiografía (es decir, lo que cuentan está basado en la realidad) de Hommer Hickam (página oficial página en wikipedia) un polifacético personaje que sirvió en el ejército estadounidense y en las fuerzas aéreas, tras estudiar ingeniría industrial. El pasar un tiempo en el ejército le permitió acceder a oportunidades que como civil no habría podido tener, y al final acabó trabajando en la NASA diseñando sistemas de propulsión y preparando las tripulaciones de los viajes espaciales. También es escritor y además de su autobiografía ha publicado varias novelas. La película también tiene un mensaje interesante, ya que habla sobre cómo la motivación y el interés por lo que hacía le ayudó a conseguir sus metas, mensaje que, desafortunadamente, hoy en día no es muy común en la sociedad en la que vivimos. Si alguien está interesado en ver la película, está disponible en la FNAC por un precio adecuado (merece la pena tenerla).

Y, como no, no puedo evitar hacer alguna referencia a algún computador. El computador ILLIAC 1, supervisado por von Neumann, fue el primero en calcular la órbita del Sputnik.

Para mas información sobre el programa Sputnik y sobre su historia también se puede consultar la siguiente web de la NASA: link.